Castillo Ygay: los secretos del vino Marqués de Murrieta premiado 

Vinos

Castillo Ygay: los secretos del vino Marqués de Murrieta premiado 

La directora técnica de la bodega, María Vargas, cuenta cómo es la añada premiada.

La añada de 2012 de Castillo Ygay, vino de Marqués de Murrieta, ha vuelto a ser distinguida, y ya van 15, con la máxima puntuación de los críticos internacionales, como James Suckling, Robert Parker, Decanter y Falstaff. En 2020, ya fue nombrado “Mejor Vino del Mundo” por la publicación estadounidense Wine Spectator. En 2023, obtiene de nuevo los 100 puntos del crítico estadounidense James Suckling. Es más, Castillo Ygay blanco 1986 se convirtió en el primer blanco español en recibir esta misma puntuación.  

La directora técnica de Marqués de Murrieta, María Vargas, nombrada mejor enóloga del mundo en los Women in Wine&Spirits Awards 2021, explica que el secreto por el que este vino se ha posicionado entre los mejores del mundo es que procede de las mejores uvas y de dos variedades Tempranillo y Mazuelo. “Castillo Ygay se elabora exclusivamente con las mejores uvas de La Plana, un pago de 40 hectáreas plantado en 1950 y situado a 485 metros de altitud, en la zona más elevada de la Finca Ygay; un viñedo que vendimia tras vendimia nos regala su increíble calidad y complejidad con los que construir este vino. La Plana nos ofrece todo lo que necesitamos para crear un vino como Castillo Ygay, al que le exigimos el máximo”. 

En la imagen superior, botella de la añada de 2012 de Castillo Ygay, premiada con 100 puntos por el crítico James Suckling. Sobre estas líneas, la bodega Marqués de Murrieta, en Logroño (La Rioja).

Sobre el vino que ha ganado esta última vez, Vargas explica que la añada 2012 “reúne todos los atributos para ser un gran vino; es preciso, armónico y con vocación de longevidad, muy en la línea de las añadas históricas”. Y añade: “Todos los años elaboramos un ‘hipotético’ Castillo Ygay pero en su segundo año de crianza, es cuando decidimos si lo será o no… En realidad, te diría que es el propio vino el que va demostrando día a día su personalidad y si nació para ser un Castillo Ygay”. 

Si bien cada crítico o publicación tiene su propio criterio y da importancia a unos u otros aspectos relacionados con el vino, Vargas afirma que no los elaboran pensando en las puntuaciones, pero lo cierto es, que “obtener la máxima puntuación es un reconocimiento que recibimos con muchísima ilusión y como un impulso para seguir mejorando día a día”.  A lo largo de su historia, “Castillo Ygay, ha conseguido convencer a todas esas diferentes sensibilidades que hay en el mundo del vino, y no podemos estar más que satisfechos”. 

Interior de la bodega, en una zona con botellas de Castillo Ygay Gran Reserva Especial 2010, tinto elegido “Mejor Vino del Mundo” 2020, según la publicación Wine Spectator.

Respecto a qué tienen en común todos los vinos Marqués de Murrieta galardonados, Vargas destaca que todos “desafían al tiempo y trascienden décadas; es absolutamente increíble comprobar cómo un vino elaborado hace 40, 50 o hasta 100 años, sigue vivo y es capaz de emocionarnos hoy. Esto es lo que da sentido a todo lo que llevamos aprendiendo durante siglos y la mayor aspiración de cualquier enólogo”. 

La directora técnica de Marqués de Murrieta precisa que el precio de las botellas premiadas es el propio mercado quien lo marca y también son determinantes la gran demanda internacional y la limitada producción: “Hace dos años, Wine Spectator, publicación de referencia del sector, lo eligió Mejor vino del mundo y esta distinción supuso un gran punto de inflexión en su reconocimiento internacional y un importante incremento de la demanda por lo que hubo que establecer un sistema de reparto por cupos entre los más de 100 países donde estamos. Una vez que recibimos todas las solicitudes de cantidades de todo el mundo, las analizamos y realizamos los repartos; en muchas ocasiones las cantidades que podemos dar son muy inferiores a las solicitadas y lo sentimos muchísimo”

María Vargas, directora técnica de Marqués de Murrieta, y mejor enóloga del mundo en los Women in Wine&Spirits Awards 2021.